¿Qué es mejor? ¿Ser Artista Independiente o estar firmado por una disquera?

¿Qué es mejor? ¿Ser Artista Independiente o estar firmado por una disquera?

Los artistas Independientes tienen cada vez más peso en la Industria Musical mundial. En Latinoamérica los artistas de disqueras independientes o sin ninguna disquera detrás, representan más del 30% del mercado y cuentan con más seguidores en redes sociales (todos juntos) que los artistas consagrados en disqueras internacionales.

En un pasado no tan lejano, ser artista independiente era una tarea casi imposible. Sobre todo porque se necesitaba una empresa detrás para hacer la distribución física de los fonogramas y materiales promocionales. Además, la única forma de promoción eran las radios y canales de TV.

Por otro lado, aunque las disqueras fueron perdiendo su gran poder a través de la incursión de las nuevas tecnologías como el mp3 y el p2p, los ingresos por streaming y el cobro de los derechos conexos, les han dado una nueva oportunidad de tener un retorno de sus grandes inversiones.

Aunque la gran mayoría de artistas no cuentan con una empresa detrás que les impulse o invierta en ellos, siguen produciendo audio y video de calidad que es consumida por millones de personas al rededor del mundo.

Las tecnologías caseras de grabación te permiten producir con muy bajo presupuesto, hacer un video con tu móvil y lanzarlo a las redes de streaming, entonces la pregunta es: ¿De qué depende que tu música llegue a competir contra los grandes? ¿Será necesario tener un presupuesto gigantesco o una buena canción basta?

Esto ha permitido que miles de artistas emergentes reinventen la forma en que se hace música y se promociona. Existen muchas ventajas que vale la pena enumerar para animarte a emprender como artista, porque al tener una canción al aire, ya te conviertes en empresario.

Nunca ha sido un mejor momento para emprender como artista independiente.  Las oportunidades que nos brindan las herramientas digitales como las redes sociales hacen que hacer una carrera independiente sea posible. 

A pesar de eso, muchos artistas sueñan con tener un contrato firmado con una disquera internacional, evidentemente tener una empresa que invierta grandes cantidades de dinero será lo mejor,  pero la verdadera pregunta es: ¿Por qué se firmaría un contrato discográfico que beneficie mucho más a la disquera que al mismo artista? 

Todos los artistas soñamos con tener un apoyo que se encargue de las tareas tediosas o aquellas tareas administrativas que no comprendemos bien cómo realizar.  Pero enumeremos algunas de las razones por las cuales debes sentirte orgulloso de ser artista independiente, sobre tener un contrato firmado.

Control Creativo como Artistas

Como artista independiente, tienes control total sobre tu carrera. La creatividad y el poder de escoger cómo quieres sonar y exponerte como artista  es lo más importante para la carrera de cualquier artista. 

Un artista independiente tiene un control completo sobre la dirección y el contenido creativo de su música. Son capaces de explorar contenido lírico y estilos musicales innovadores que están excluidos del mainstream. 

 Como artista, aprovecha esa oportunidad para expresarte en tus letras y tu propio estilo en tu música y explota tu creatividad al máximo para distinguirte en un mar de opciones que a decir verdad, siguen las mismas corrientes. 

Si nos fijamos en las propuestas de las grandes disqueras están muy bien elaboradas pero guardan la precaución de no salirse mucho de los estándares de lo que está “sonando” en radios, proponiendo muy poco y siendo bastante conservadores por los riesgos que corren. 

Cuando somos artistas independientes no tenemos a una junta directiva diciéndonos cómo debemos vestirnos o cómo debemos hacer las cosas.    Aunque no siempre tendremos la certeza de qué hacer, como artistas es necesario tener el control creativo para poder innovar y proponer, sin temor a quedar mal con nadie.   Esa es la razón del arte.

Mantener Nuestros Derechos y Másters

Sin un sello discográfico detrás, cualquier ingreso generado por ventas de shows, mercadería o discos físicos o streaming,  va directo a tu bolsillo.  Estar asociado con cualquier sello importante significa que el artista no consigue mantener los derechos o incluso el control de quién pueda explotar su obra.  Es decir, si una empresa de autos quiere licenciar la canción, una disquera tendrá el poder de negociar con ellos sin informarte nada. 

Además, los derechos de autor y conexos quedarán intactos a quien corresponda y esto es una excelente noticia porque si nuestra obra llega ser usada por algún licenciatario privado o utilizada publicamente tendrás el derecho de cobrar una remuneración en las diferentes sociedades de gestión colectiva directamente.

Tener el derecho sobre el disco Maestro o “Master” es muy importante. Con él podrás licenciar a quién tu desees y así poder exponer tu música en donde tu decidas, ya sea una película, serie o anuncios comerciales.

Mejores Ingresos vrs Mayores Ingresos

Como artista independiente, son tu propio sello discográfico, mantendríamos el 100% de los beneficios económicos. Pero, no significa que tendremos mayores ingresos. Una disquera puede ayudarnos a lanzarnos globalmente, pero no es una garantía. La mayoría de disqueras ponen bajo análisis a todos sus artistas y hacen un sinfín de estudios para determinar la factibilidad de inversión en cada proyecto.

Si bien, tener esa gran maquinaria detrás signficaría llegar a más personas y vender más (mayores ingresos) no signfica que serán ingresos nuestros. Las disqueras pueden llegar a quedarse con hasta el 100% de los ingresos hasta que se les regrese lo invertido más intereses.

Cuando eres independiente no tienes cómo llegar a todas esas personas, pero obtener unos 1000 fans te garantiza un sueldo base (Según muchos expertos en autogestión artística) y eso no es imposible lograr. Si bien tener éxito es más difícil, monetizar lo poco o mucho que se haga será relativamente fácil.

Una disquera internacional hoy en día te exigirá firmar contratos 360, es decir que todo lo que vendas (shows, mercadería, discos, derechos etc) dentro de los parámetros contemplados dentro del contrato, ellos se llevarán una parte. ¿Cuánto te pedirán? En algunos contratos que hemos tenido acceso, hemos visto hasta el 90%.

¿10% es mejor que el 100%? Depende del caso, pero una disquera puede amplificar tu éxito o puede engavetar tu proyecto, como lo han hecho con muchos.

Contratos Difíciles

Hemos visto artistas hasta perder su nombre artístico por haber firmado contratos complejos con disqueras. Las empresas detrás de estas disqueras velan por los intereses económicos de la marca y tienen todo el derecho de hacerlo. Pero un artista sin contrato no pierde nada, verás, algo que he aprendido en los años de carrera es que ser artista en sí es muy gratificante. En cambio, tener la presión de presentar resultados, para muchos puede ser abrumador y como artistas, aunque ganemos el 100% de poco, será algo más gratificante.

Ahora bien, ser artista independiente te da el poder de crecer dentro de un ambiente libre de presión, si llegas a dominar tu mercado, seguramente una disquera grande se acercará a ofrecerte un trato. La ventaja es que tendrás tus propios términos y un buen abogado musical podrá guiarte para que esos contratos sean un “gana-gana” a favor de todos.

Esto sería lo ideal.

¿Puedes romper un contrato con una disquera? Dependiendo los términos, pero cuando esto sucede, generalmente perdemos los derechos de los masters y casi todo pasa a manos de las grandes compañías discográficas.

Estar firmado con una “Major” te limita el tiempo, generalemnete debes entregar cierta cantidad de discos en cierto tiempo y esto puede ser bastante limititante para la creatividad y la vida personal de los artistas. Un artista independiente por lo contrario, puede dejar pasar muchos años por no tener la “presión” y esto también resulta nocivo.

Así que para que no tengamos esos problemas, será conveniente trazarse plazos realistas y un plan estratégico como artistas independientes que no dependa de un papel sino de un sueño.

Negocios sin límites

Ser artista independiente nos permite buscar oportunidades de unión estrategica con marcas, influencers, otras disqueras independientes y artistas sin límite. Eso significa que nadie dicta nuestro rumbo.

Contrario a esto, los artistas firmados no corren con la misma suerte. Deben realizar las alianzas que la disquera dictamine y esto no es siempre beneficioso.

Se sabe que de todos los artistas que firma una disquera, únicamente ven la luz del público un 20-30% de los proyectos. La gran mayoría quedan olvidados en cajones o en gavetas de las oficinas porque no rindieron respuestas a las primeras pruebas.

Para una disquera, es mejor firmarte y no dejarte hacer esas alianzas y crecer por tu cuenta, que arriesgarse a que otra disquera en competencia te firme y te haga artista importante. Por eso, el negocio de la música es duro, pero siempre es mejor volar con alas propias.

Los pocos artistas que tienen la suerte de haber sido bien promocionados por disqueras y hoy siguen siendo grandes artistas famosos, saben que el camino al éxito tampoco fue fácil y que aunque los riesgos fueron menos, el camino independiente es más libre y quizás, con muchas satisfacciones personales.

Valora tu carrera e impulsa tú mismo tu arte. Mientras no llegue alguien a tocar tu puerta, lo mejor es tocar muchas puertas y ser insistentes, siempre con un proyecto de gran calidad detrás, seguramente las puertas se abrirán y las mismas disqueras te buscarán.

acerca del autor

Fran Páez es cantautor con más de 30 años de carrera. Con su banda Malacates ha colaborado con artistas como Inspector, Celso Piña, Oscar DLeón, KC Porter, Gaby Moreno, entre otros. Presidente de MUSICARTES y cofundador de Expertino.

Deja un comentario